menu

Lab 3Dnatives: Test del Ultimaker S5 Pro Bundle

Publicado el enero 21, 2021 por Alicia M.
ultimaker s5 pro bundle

Siendo uno de los pioneros en el sector, Ultimaker es hoy uno de los principales fabricantes de impresión 3D FDM, con miles de máquinas instaladas en las fábricas de grandes grupos industriales, startups tecnológicas, talleres, etc. Con una amplia variedad de máquinas disponibles, Ultimaker cuenta con 3 impresoras 3D dentro de la misma gama: la Ultimaker S5 que representa el modelo más avanzado, la Ultimaker S3 que es la versión anterior a la S5, y la Ultimaker 2+ Connect, el modelo de nivel de entrada que corresponde a una versión más joven de la impresora 3D que ha logrado el éxito de la marca en los últimos años. Además de esta gama, el fabricante holandés ofrece ahora un paquete profesional llamado Pro Bundle, siendo una versión mejorada de la impresora 3D S5.

Ultimaker ha desarrollado dos nuevos equipos, la Material Station y el Air Manager, que tienen como objetivo mejorar la calidad de las piezas y, en general, la experiencia Ultimaker. El coste del paquete completo, incluida la S5 y los dos equipos, es de 10.422€, en lugar de 6.594€ que cuesta únicamente la impresora 3D. Después de haber hecho el test de la impresora 3D Ultimaker S5 (puedes encontrarlo AQUÍ), 3Dnatives está de regreso con el test del Pro Bundle. Hoy responderemos a las preguntas: ¿cómo funcionan Material Station y Air Manager? ¿Cuáles son las mejoras realizadas con el paquete Pro Bundle? No te pierdas todos los detalles a continuación.

ultimaker pro bundle

A la derecha el Ultimaker Pro Bundle Pack con la impresora 3D, el Air Manager y la Material Station. A la izquierda, la impresora 3D S5 sola.

1. Desembalaje e instalación del Ultimaker Pro Bundle

El Air Manager y la Material Station se presentan como dos unidades que se conectan respectivamente por encima y por debajo de la impresora 3D Ultimaker S5. Las dimensiones de la impresora 3D pasan de 520 mm a 1370 mm de altura, y el ancho y la profundidad permanecen relativamente sin cambios. La instalación de las dos unidades es bastante intuitiva y Ultimaker proporciona una guía de montaje y uso para cada equipo. Para el Air Manager, la cubierta con bisagras se engancha en la parte superior de la impresora 3D, fijándose en la parte posterior mediante soportes de montaje y deja pasar el cable de alimentación de la extrusora y los dos tubos bowden. Un punto interesante que hemos observado durante la instalación del Air Manager es la posibilidad de conectar, si es necesario, una extracción remota para su uso en un entorno industrial. La Material Station se coloca de costado debajo de la impresora 3D a la que tendrás que conectar los dos tubos bowden de la unidad a los alimentadores de la impresora 3D.

Para la alimentación, la impresora 3D S5 se conecta a la red eléctrica a través de la Material Station. A su vez, el Air Manager se conecta a la impresora 3D. En general, dado que el consumo de energía de la Material Station es relativamente bajo, puede ser útil dejarla encendida todo el tiempo para asegurar un almacenamiento óptimo de las bobinas. De esta forma, los 3 elementos del equipo están conectados entre sí mediante cables UMB que permiten el intercambio de información. De hecho, ciertos datos como la vida útil del filtro Air Manager, la naturaleza de las bobinas instaladas o la estimación del consumo de filamentos, aparecen en la pantalla de control de la S5 o directamente dentro del software Cura. Como tal, será importante verificar e instalar, si es necesario, la última versión de firmware en la impresora 3D S5.

ultimaker pro bundle

El Air Manager ofrece dos nuevas funciones a la S5: un recinto cerrado y un sistema de filtración de aire.

2. Air Manager para impresiones reguladas y filtradas

El Air Manager consiste en una gran cubierta de vidrio equipada con un sistema de filtración, que ofrece dos funciones adicionales a la impresora 3D Ultimaker S5. La primera función del Air Manager es la posibilidad de tener un recinto de impresión completamente cerrado para la máquina S5, ya que, sin esta opción, la parte superior de la impresora 3D no está cerrada del todo. Esto garantiza una temperatura constante dentro del cámara de impresión, permitiendo obtener mejores resultados de fabricación en perspectiva. El ventilador del sistema de filtración también está equipado con un sensor de temperatura de la cámara, y la regula automáticamente en caso de que sea demasiado alta.

La segunda función del Air Manager es filtrar las partículas ultrafinas liberadas durante la extrusión de filamentos termoplásticos. El filtro incluido con el Air Manager, es un filtro de «alta eficiencia» tipo EPA (y no HEPA, de «muy alta eficiencia», que a veces se encuentra en algunos modelos de impresoras 3D actuales). Este filtro ofrece una tasa de filtración de aire de 1-50 m3/h con una eficiencia de alrededor del 95%, según dice el fabricante.

En cuanto al mantenimiento, Ultimaker recomienda cambiar el filtro después de las 1.500 horas de uso, aunque también te lo recordará una notificación que aparece en la pantalla de control de la impresora 3D. El otro punto interesante es el bajo nivel de ruido del sistema de filtración, que está por debajo de 49dB.

3. La Material Station mejora la gestión de materiales

Por su parte, la Material Station es una unidad de almacenamiento “inteligente” para filamentos 3D. Capaz de almacenar hasta 6 bobinas, este equipo simplifica la experiencia de carga y descarga de filamentos mientras controla el nivel de humedad. Este aspecto puede representar un riesgo real para los materiales de impresión, especialmente para filamentos sensibles como el PVA o las poliamidas.

ultimaker pro bundle

La Material Station tiene capacidad para hasta 6 bobinas de filamento

El primer punto fuerte de la Material Station es, por tanto, regular la humedad dentro del equipo. Concretamente son las perlas de silicona las absorben la humedad ambiental, mientras que una resistencia calienta la unidad cuando el nivel de humedad alcanza el 30%, para extraerla en forma de vapor. Este proceso está completamente automatizado, por lo que es posible prever el almacenamiento de filamentos sensibles el día antes de la impresión, para garantizar unas condiciones de extrusión óptimas. Además permite «salvar» una bobina que ha permanecido demasiado tiempo en un ambiente húmedo.

Dentro de la Material Station, cada bobina se detecta gracias a un tag y la antena NFC, permitiendo conocer el tipo de material instalado y su color. Esta información aparecerá en la pantalla de control del S5 así como en el software Cura a la hora de preparar los archivos de impresión 3D. Esta detección automática sólo funciona para materiales Ultimaker, aunque puede almacenar igualmente filamentos no patentados en el gabinete.

Al instalar una bobina en la Material Station, el filamento viene precargado con un sistema LED de colores para indicar la carga correcta del filamento (blanco: precargado, azul: cargado). Además, un botón, colocado cerca de la zona de cada bobina, permite expulsarla. La unidad también está equipada con un sistema de gestión de filamentos para reemplazar automáticamente un carrete vacío sin pérdida de material.

En el caso de impresiones 3D más grandes, será posible, instalar dos bobinas del mismo material, con un relevo realizado automáticamente cuando se agote una de las dos bobinas. La Material Station también permite una estimación aproximada del nivel de consumo de las bobinas utilizadas, basándose en el tiempo de uso.

ultimaker pro bundle

La Material Station se comunica con la impresora 3D S5 para cargar datos de material

 

4. Conclusiones

Aunque Air Manager resuelve las limitaciones de la impresora 3D S5, como la carcasa abierta y sin filtrar, esto no es nada nuevo en sí. Otros fabricantes ya han desarrollado anteriormente sistemas de filtración adicionales para sus máquinas (aunque son más estándar y no se conectan con la impresora 3D). También es un inconveniente que el fabricante incluya un filtro tipo HEPA para una mayor eficiencia, ya que cualquier usuario puede adquirir uno y reemplazarlo en el momento. Por su parte, la Material Station supone una auténtica innovación en el mercado de la impresión 3D, ya que mantiene las bobinas de filamento en óptimas condiciones. La gestión y detección inteligente del fin de los filamentos, así como las oportunidades en términos de combinación de materiales, lo convierten en un gran producto complementario a la S5.

En conclusión, el Pro Bundle permite a Ultimaker seguir innovando en sus máquinas sin tener que reinventar o desarrollar nuevos modelos de impresoras 3D. La facilidad de instalación, la comunicación entre los dispositivos y las ventajas obtenidas, hacen del Pro Bundle un paquete verdaderamente completo para usuarios que imprimen muchas piezas durante largas horas. Aunque están incluidos en el paquete Pro, los dos equipos se venden individualmente, con un precio de 2994 € para la Material Station, y 834 € para el Air Manager. Puedes adquirirlo u obtener más información sobre Ultimaker Pro Bundle, visitando el sitio web del fabricante, AQUÍ.

Encuentra aquí todos los tests realizados por el Lab 3Dnatives

Comparte tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

de_DEen_USes_ESfr_FR
Manténte actualizado
Cada miércoles, recibirás las últimas novedades del mundo de la impresión 3D

3Dnatives is also available in english

switch to

No thank you