menu

#Startup3D: Readily3D y su tecnología de impresión volumétrica basada en la tomografía

Publicado el junio 10, 2021 por Alicia M.
Readily3D

Readily3D es una startup suiza que ha desarrollado un método de impresión 3D volumétrica para crear formas orgánicas complejas en solo unos segundos. Se basó en la tomografía para idear su primera impresora 3D, capaz de solidificar un objeto completo de una sola vez en lugar de hacerlo capa por capa, lo normal en la industria de fabricación aditiva. Este método podría hacer posible la fabricación de tejidos humanos, órganos o incluso modelos médicos para nuestros cirujanos, todo de forma muy rápida y fiable. Recientemente, Readily3D también presentó su primer trabajo sobre el páncreas como parte del proyecto europeo ENLIGHT. La startup imprimió en 3D tejidos del órgano, lo cual supone uno de los avances más interesantes en la lucha contra la diabetes. Hablamos con Damien Loterie, cofundador de Readily3D, para aprender más sobre la bioimpresión volumétrica y los futuros proyectos de la empresa.

3DN: ¿Puedes presentarnos a Readily3D?

Con mis compañeros Paul Delrot y Christophe Moser, cofundé Readily3D, una startup derivada de la Escuela Politécnica Federal de Lausana. Nuestra empresa comercializa una tecnología de impresión 3D denominada «volumétrica» ​​basada en tomografías. El desarrollo de este método se remonta a 2017 y es una continuación de la investigación que Paul y yo habíamos realizado hasta entonces durante nuestro doctorado en el laboratorio de Christophe.

De izquierda a derecha : Paul Delrot, Christophe Moser, Damien Loterie – los fundadores de Readily3D

3DN: ¿Cómo nació el proyecto ENLIGHT?

Este proyecto es el resultado de una larga colaboración entre nuestro equipo y el del profesor Riccardo Levato en UMC Utrecht, en los Países Bajos. Después de pruebas concluyentes en otros tipos de células, a Levato se le ocurrió la idea de aplicar nuestra tecnología de impresión tomográfica a las células pancreáticas. El objetivo era obtener modelos de páncreas más representativos que los cultivos celulares convencionales, confiando para ello en la velocidad de nuestras impresoras y su capacidad para crear redes vasculares dentro de los objetos impresos. El páncreas juega un papel importante en la diabetes. Poder obtener simulaciones realistas de este órgano mediante bioimpresión facilitará enormemente la búsqueda de nuevas terapias.

3DN: ¿En qué consiste la tecnología desarrollada por Readily3D?

Nuestra impresora 3D solidifica todo el objeto a la vez, a diferencia de sistemas como la extrusión o la estereolitografía que funcionan capa por capa. El principio básico de nuestro método es la tomografía, como en las imágenes médicas. Aquí usamos la tomografía para hacer un objeto en lugar de visualizarlo. En la práctica, nuestro software calcula proyecciones tomográficas del objeto en diferentes ángulos de 0 a 360°. Luego, la impresora envía estas proyecciones como rayos de luz a un volumen de resina fotosensible giratoria. Unos segundos después, el objeto aparece suspendido en la resina.

En unos segundos, la empresa puede crear formas complejas | Créditos: Readily3D

El método trabaja con una amplia gama de materiales fotosensibles como acrilatos, siliconas e hidrogeles. En general, todos los materiales compatibles con máquinas DLP o SLA también funcionan en nuestra impresora. La resolución óptica de nuestra máquina es de 40 micrómetros. El volumen de impresión es actualmente un cilindro de 10 mm de diámetro y 27,5 mm de alto, el tamaño ideal para la bioimpresión. La impresora en sí es muy compacta (30 cm x 40 cm x 60 cm) y se puede instalar fácilmente en cualquier espacio.

3DN: ¿Cuáles son las principales ventajas de la bioimpresión volumétrica?

La impresión volumétrica es única por su excepcional velocidad de impresión de 30 segundos. Además, permite la realización de formas orgánicas complejas con recipientes y cavidades en varias orientaciones y con superficies lisas, donde las impresoras capa por capa se limitan a formas de fabricación vertical.

Más allá de la velocidad, también tenemos la ventaja de imprimir sin contacto incluso dentro de viales de vidrio que se pueden esterilizar y volver a sellar. Esto protege los biomateriales utilizados contra la contaminación externa y permite el uso de resinas más viscosas o incluso en forma de gel.

Estas ventajas conducen a una buena conservación de las células vivas, con una viabilidad a los 7 días del orden del 80% al 90%. En particular, nuestro objetivo es estudiar las células frágiles, que no resisten bien las limitaciones y la duración de la impresión convencional por extrusión.

readily3D

La impresora 3D desarrollada por la startup suiza | Créditos: Readily3D

3DN: Y por el contrario, ¿sus límites y retos?

Este es un método que utiliza proyecciones de luz que atraviesan la resina y, por lo tanto, no es adecuado para materiales que son completamente opacos. Los desafíos que queremos abordar en el futuro incluyen la sobreimpresión (impresión de múltiples materiales) y la mejora de la resolución.

En última instancia, también aumentaremos el tamaño del volumen de impresión. Puede alcanzar hasta 100 mm de diámetro teniendo en cuenta los materiales actuales, y no está limitado en altura. Dicho esto, las aplicaciones que estamos considerando actualmente requieren una escala menor. En la bioimpresión, se prefiere la escala de centímetros, vista la dificultad de cultivar células en mayor número.

Créditos: Readily3D

3DN: Vuestro objetivo es diseñar modelos pancreáticos para acelerar la investigación de la diabetes. ¿Cómo crees que la impresión 3D puede ayudar a desarrollar nuevas innovaciones?

El desarrollo de nuevas terapias a menudo se basa en ensayos a gran escala de decenas o incluso cientos de combinaciones de moléculas. La bioimpresión 3D puede producir partes de órganos en las que estas pruebas se pueden realizar de forma rápida, controlada y repetible, al tiempo que son más representativas del cuerpo humano para los ensayos terapéuticos. Por tanto, esto permite obtener respuestas más fiables más rápidamente en comparación con los cultivos celulares convencionales o tejidos extraídos de animales. Además, en algunos casos es posible utilizar las células de un paciente directamente, lo que permite realizar estudios de forma muy específica. Esta capacidad para acelerar y personalizar el desarrollo de terapias es el principal activo de la impresión 3D. En última instancia, las herramientas y procedimientos que estamos desarrollando hoy para la investigación servirán potencialmente para objetivos mucho más ambiciosos, como la regeneración o el reemplazo de órganos en el propio paciente.

La bioimpresión volumétrica permitiría crear órganos más rápidamente | Créditos: Readily3D

3DN: ¿Cuáles son los futuros proyectos de Readily3D?

Queremos ampliar nuestras colaboraciones con los centros de investigación para abordar los problemas de bioimpresión no resueltos hasta ahora, especialmente con respecto a las células más frágiles y la bioimpresión a gran escala. En el futuro, queremos extender esta tecnología a otros campos como la audiología y la odontología, donde ya hemos obtenido unos primeros resultados. El campo de la impresión 3D está en crecimiento y queremos invitaros a estar al día de todas las novedades en nuestro sitio web y página de LinkedIn.

¿Qué piensas de la actividad llevada a cabo por Readily3D? Deja tus comentarios en nuestras redes sociales: Facebook, Twitter, Youtube y RSS. Sigue toda la información sobre impresión 3D en nuestra Newsletter semanal.

Comparte tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

de_DEen_USes_ESfr_FR
Manténte actualizado
Cada miércoles, recibirás las últimas novedades del mundo de la impresión 3D

3Dnatives is also available in english

switch to

No thank you