menu

Estudiante crea CUDA, un propulsor acuático impreso en 3D

Published on julio 20, 2018 by Lucía C.
propulsor acuático impreso en 3D

No hay mejor manera de disfrutar del verano que bajo el agua, y esto es lo mismo que ha pensado Archie O’Brien, estudiante de la Universidad de Loughborough en Reino Unido. Que ha desarrollado un propulsor acuático impreso en 3D con ayuda de la empresa 3D Hubs. Ya no habrá motivo para no disfrutar de las piscinas o del mar sin velocidad. «Quiero que sea algo tan genial que lo llevas puesto cuando ni siquiera lo estás usando», dijo O’Brien a la web Digital Trends. «Te sientes como James Bond».

Durante meses de trabajo e investigación, finalmente pudo presentar su último proyecto universitario, en el que contó con la colaboración de una de las mayores redes de impresión 3D, al ganar la Beca para Estudiantes 3D Hubs 2018, por su jetpack (propulsor) CUDA, que espera estar a la venta en los próximos meses con un precio de $ 6,000.

propulsor acuático impreso en 3D

CUDA: El desarrollo del propulsor acuático impreso en 3D

El propulsor acuático impreso en 3D, es algo parecido a una mochila impulsado por propulsión de chorro que permite al usuario tener una experiencia de velocidad bajo el agua sin necesidad de otro elemento. Para conseguir con éxito su proyecto, O’Brien recurrió a la impresión 3D y a la tecnología CNC. Que le permitió reducir costos, y tiempo en el desarrollo. Utilizó la tecnología de deposición fundida y la estereolitografía para el desarrollo del propulsor, mezclando fibra de carbono, lo cual aportó la rigidez necesaria para las piezas.

Sicnova 3D

En total se imprimieron en 3D 45 piezas del CUDA, las cuales fueron sometidas a un postprocesamiento añadiendo unacapa de resina y agregando sellos de silicona para evitar filtraciones de agua que pudieran afectar el funcionamiento del propulsor, un gran desafío para las tecnologías 3D.

propulsor acuático impreso en 3D

Después de los meses de desarrollo, llegó la prueba de fuego para CUDA:  probarlo bajo el agua, y lo consiguió con rotundo éxito. Hasta ahora el propulsor acuático impreso en 3D ha sido probado en piscinas y aguas abiertas, y no se ha presentado ningún problema con las piezas impresas en 3D. Además de que las han mantenido largos periodos dentro del agua o en congelación  para comprobar su resistencia.

Para ensamblar el propulsor se necesitan únicamente 10 minutos, algo que de acuerdo a O’Brien es muy sencillo de realizar. El arnés que contiene mantiene al propulsor a 90 grados de los hombros, así el usuario solo necesita apuntar con el cuerpo la dirección deseada, y tiene un sistema de gatillo manual para controlar la velocidad que se quiere.

propulsor acuático impreso en 3D

El desarrollo de CUDA aún tiene la patente pendiente para sus sistema de propulsión y sus primeros modelos de producción, espera ser lanzado oficialmente el primer trimestre de 2019. Además de ser utilizado dentro de los deportes acuáticos, se espera que esta innovación también sea utilizada en rescates marítimos o emergencias en las costas.

Vídeo con las pruebas del CUDA:

¿Qué piensas del desarrollo del propulsor impreso en 3D? Deja tus comentarios en nuestras redes sociales Facebook, Twitter y RSS.

Comparte tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

de_DEen_USes_ESfr_FR
Manténte actualizado
Cada miércoles, recibirás las últimas novedades del mundo de la impresión 3D
Nuestro sitio web utiliza cookies. Al utilizar nuestro sitio web, aceptas el uso de cookies de acuerdo con los términos de esta política.Saber más sobre las cookies Ok