menu

Un chocolate más crujiente gracias a la optimización topológica

Publicado el abril 26, 2022 por Marta G.
optimización topológica

Ya te lo contamos en Semana Santa, el chocolate es ahora el protagonista de varios proyectos de impresión 3D. Y a medida que pasa el tiempo, se va progresando en la investigación. Investigadores de la Universidad de Ámsterdam, Utrecht, Delft y el Centro de Innovación de Unilever han revelado recientemente cómo la fabricación aditiva puede mejorar la textura del chocolate. En concreto, los científicos trataron de mejorar la forma en que el chocolate se descompone una vez que ha sido mordido. Para ello, centraron su investigación en la optimización topológica, un método que se utiliza cada vez más en la impresión 3D de alimentos.

Al igual que el proyecto More Than Shape, cuyo objetivo es crear nuevas experiencias gustativas mediante la impresión 3D, las tecnologías 3D ya han demostrado su eficacia en el sector alimentario. Pero antes de recurrir a la impresión 3D, los investigadores pensaron primero en los metamateriales para modificar la textura. Poco conocidos por el público en general, son materiales totalmente artificiales, que no se encuentran en la naturaleza, con características de fractura ajustables. Sin embargo, actualmente hay muy pocos datos sobre ellos, lo que limita su uso. En la revista Soft Matter, donde los científicos publicaron su estudio, afirman: «Esta nueva investigación abre la puerta a formas de diseñar alimentos que sean agradables de comer y, en general, a diseñar materiales que optimicen la interacción entre los seres humanos y la materia».

Los científicos centraron su investigación en el sonido del crujido. (Créditos de la imagen: Soft Matter)

Chocolate con formas originales

Para obtener un chocolate con una textura optimizada, los investigadores realizaron varias pruebas. En primer lugar, el chocolate se imprimió en forma de S, una geometría que aumenta  la cantidad de grietas, lo que repercute positivamente en el sabor. Sin embargo, esta forma no se corresponde con las expectativas de los consumidores de chocolate. Por ello, decidieron apostar por un chocolate en espiral e hicieron que un grupo de 10 personas lo probara. Para ello, los voluntarios recibieron un cuestionario e instrucciones sobre cómo morder el chocolate.

Como era de esperar, gracias a las ventajas de la optimización topológica en el modelado, los 10 voluntarios quedaron encantados. De hecho, explican que el sonido que hacía el chocolate al morderlo, resultado de la etapa CAD, era muy satisfactorio. A través de este estudio, los distintos científicos han demostrado cómo las innovaciones pueden repercutir positivamente en nuestra alimentación. Esto se convierte en una nueva historia de éxito de las varias aplicaciones que combinan la impresión 3D con el chocolate.

¿Qué piensas del uso de la optimización tipológica para conseguir nuevas texturas en nuestros chocolates? Deja tus comentarios en nuestras redes sociales: Facebook, Twitter, Youtube y RSS. Sigue toda la información sobre impresión 3D en nuestra Newsletter semanal.

*Créditos foto de portada: Mona Lisa 3D Studio

Comparte tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

de_DEen_USes_ESfr_FRit_IT
Newsletter
Cada miércoles, recibirás las últimas novedades del mundo de la impresión 3D

3Dnatives is also available in english

switch to

No thanks